COLISIÓN FRONTAL ENTRE DOS TURISMOS

12 may 2022 Ejemplos de siniestros

Corte de curva

Circunstancias del accidente:
El conductor de un turismo tuneado y su acompañante, ambos de 21 años, circulaban a velocidad límite por una sucesión de curvas izquierda-derecha-izquierda por una carretera secundaria estrecha. Para no salirse de la calzada, el conductor atajó la primera curva a la izquierda. Para evitar colisionar con un turismo que se aproximaba de frente, tuvo que esquivarlo desviándose hacia la derecha, volviendo al carril por el que debería estar circulando. Seguidamente, el joven conductor dio un golpe de volante a la izquierda para seguir la trayectoria de la curva. Debido a la alta velocidad a la que circulaba, el vehículo derrapó y el conductor no fue capaz de dominarlo. El turismo invadió el carril contrario y chocó con un segundo vehículo que venía de frente. Debido a la colisión, ambos coches salieron despedidos y fueron a parar al bosque colindante.
Implicados en el accidente:
Dos turismos
Consecuencias del accidente/lesiones:
Ambos conductores y la acompañante del segundo vehículo sufrieron lesiones de gravedad. El acompañante del causante del accidente sufrió heridas leves.
Causa/problema:
Debido a la velocidad a la que circulaba el vehículo causante del accidente, solo era posible trazar la sucesión de curvas atajando la primera a la izquierda, es decir, invadiendo el carril contrario. A causa de la alta velocidad de marcha, no era factible trazar la curva a la izquierda permaneciendo en el propio carril; a más tardar al entrar en la curva a la derecha, el vehículo habría perdido la estabilidad. Al tener que esquivar al vehículo contrario fue imposible evitar el derrape. En el examen del vehículo se constataron varias medidas de tuneo ilícitas en las ruedas/neumáticos y el tren de rodaje, el cual se había ajustado a posteriori de forma indebida, de manera que los neumáticos rozaban en los pasos de rueda. Con ello, el vehículo estaba circulando en condiciones no permitidas. También se encontraron deficiencias en los neumáticos. Sin embargo, el accidente habría sido inevitable aun en el caso de que el vehículo hubiese estado en perfectas condiciones o al menos hubiera cumplido las disposiciones, debido al exceso de velocidad.
Posibilidades de prevención, mitigación de las consecuencias del accidente/enfoque para medidas de seguridad vial:
El causante del accidente habría podido evitarlo circulando a una velocidad adecuada al estado de la calzada, al trazado de la carretera y a la anchura del carril. A muchos conductores jóvenes les gusta circular por tramos de curvas de radios diferentes, porque recorrerlas a alta velocidad les permite tantear sus propios límites y disfrutar de «subidones» de adrenalina, emulando la sensación de estar compitiendo al volante. El ejemplo descrito, no obstante, refleja claramente que se trata de una valoración gravemente errónea del peligro existente, derivada de la ilusión de estar en una competición. Es necesario combatir este problema por medio de una labor informativa específica. En este caso, el acompañante también habría podido advertir al conductor de que estaba conduciendo de forma peligrosa. El conductor del vehículo contrario no pudo hacer nada para evitar el choque.