La importancia de los neumáticos

jun 2018

Ingeniería Automovilística

Un aspecto importante en la seguridad vial de vehículos comerciales es la selección, el mantenimiento regular y el cuidado de los neumáticos. El reventado de neumáticos, especialmente en el eje delantero de los camiones, puede provocar una inestabilidad repentina y, por lo tanto, movimientos del remolque y los accidentes más graves. Además, los usuarios de la carretera pueden estar en peligro debido a partes y residuos de neumáticos sueltos en la carretera. Para la funcionalidad del neumático, una presión correcta es un requisito básico.

El análisis estadístico de DEKRA sobre el daño en vehículos comerciales por los neumáticos ha demostrado durante décadas que una gran proporción de fallos de neumáticos se pueden atribuir a fallos de mantenimiento, es decir, presión baja o sobrecarga. Incluso entre las causas poco evidentes se puede encontrar una gran proporción de “fallos de presión”. No se puede determinar con claridad que en estos casos se solapen varios factores de influencia, que hayan generado un defecto en el neumático. Sin embargo, incluso los daños previos en el neumático en el área de la banda de rodadura, que no produce una pérdida inmediata de la presión, presenta un problema: la humedad penetra a través del canal de daños a la correa de acero, lo que corroe y reduce la adhesión entre el cordón de acero y el caucho. Como resultado, el protector con partes del cinturón se desprende repentinamente de la banda de rodadura y el neumático revienta.

Por lo tanto, se requiere que los conductores y el personal del taller revisen regularmente y si procede ajusten la presión de inflado de todos los neumáticos, así como que inspeccionen los neumáticos para detectar daños. Al utilizar los sistemas de control de la presión de los neumáticos (TPMS), es posible detectar la pérdida progresiva de presión en una etapa temprana. Al seleccionar los neumáticos para vehículos, deben tenerse en cuenta las tareas de transporte. Aunque los neumáticos de perfil bajo ofrecen la ventaja de permitir un mayor volumen de transporte, estas dimensiones tienen desventajas en términos de capacidad de carga. Por ejemplo, el eje delantero de un vehículo con dimensiones 385/65 R 22.5 lleva 3,3 toneladas, tiene una capacidad de casi un 50 por ciento mayor que uno de 295/60 R 22.5. Un eje motriz equipado con neumáticos de perfil bajo de la dimensión 315/45 R 22.5 (en neumáticos gemelos), con 11,6 toneladas, puede cargar significativamente menos que uno de 315/70 R 22.5 con 13,4 toneladas.

Y, en contraste, un tráiler de tres ejes con las llantas 445/45 R 19.5, soporta alrededor de tres toneladas menos que las llantas 385/65 R 22.5. Por lo tanto, la selección o configuración incorrecta del vehículo puede causar daños correspondientes incluso si la presión de inflado es correcta. Otro desafío puede ser el montaje de neumáticos de perfil bajo, especialmente en conexión con TPMS. Es indispensable personal capacitado para un montaje profesional y sin daños. La Bundesverband Reifenhandel und Vulkaniseurhandwerk [asociación profesional federal del comerció de neumáticos] (BRV) y la Wirtschaftsverband der deutschen Kautschukindustrie [asociación económica de la industria del caucho] (wdk), han publicado junto con DEKRA un manual de instalación.

Compartir página